Booking.com

sábado, 18 de junio de 2016

Tarta de tomates y anchoas. Receta para una cena de verano

Cuando llega el buen tiempo son típicas las reuniones al aire libre para comer y cenar con los amigos. Si nos toca ser anfitriones, nos aparece la duda de qué será lo más fácil, pero también más sabroso para preparar. No busquéis más, si queréis un receta sencilla y llena de sabor decidíos por esta tarta de tomates y anchoas que os traigo hoy.

Una tarta con base de masa quebrada, que bien podéis hacer vosotros o comprarla refrigerada, y un relleno equilibrado y delicioso, que gusta tanto al que le van las verduras, como a los amigos del pescado.

Ingredientes para cuatro personas o un molde de 23 centímetros de diámetro
  • Para la masa: 1 lámina de masa quebrada refrigerada o bien 300 g de harina todo uso, 200 g de mantequilla fría, 5 g de sal fina, 125 ml de agua fría
  • Para el relleno: 5 tomates rama, 125 g de tomates cherry variados, 1 cebolleta, 1 diente de ajo, 10 aceitunas negras, 10 filetes de anchoa, 2 cucharadas de aceite de oliva, hojas frescas de tomillo
Cómo hacer tarta de tomates y anchoas

comenzaremos preparando la masa si la hacemos casera. para eso en un robot echamos la mantequilla en pequeños cubos, la harina y la sal. Pulsamos para que se mezclen los ingredientes y se forme como una especie de arena. Añadimos el agua poco a poco y volvemos a mezclar en tres o cuatro veces.
Formamos una bola con la masa, que no sobretrabajaremos y extendemos una lámina de igual grosor entre dos plásticos o dos hojas de papel de horno dejándola de unos 5 milímetros de altura. Refrigeramos.
Para seguir con la preparación de la tarta, precalentamos el horno a 150 grados. Extendemos la masa en un aro para tartas de unos 23 centímetros de diámetro, y pinchamos la base con un tenedor. Volvemos un rato, mientras que se precalienta el horno con el molde al congelador, para que al hornearla esté bien fría y la precocemos en blanco, es decir con legumbres secas o arroz dentro para que no encoja, durante 8 minutos. Reservamos.
Mientras hacemos el relleno, en una cacerola echamos el aceite a calentar y añadimos la cebolleta picada menuda y dejamos sofreír. Añadimos los tomates partidos en cuartos, el ajo picado y el tomillo y dejamos sofreír 10 minutos. pasamos por un pasapuré o un chino este coulis de tomate. Subimos el horno a 180 grados.
Añadimos el coulis de tomate en la base de la tarta, colocamos encima los tomates cherry cortados a la mitad, las aceitunas negras y las anchoas. Horneamos durante 20 minutos. Decoramos con las hojas de tomillo a la hora de servir.

Tiempo de elaboración | 2 horas si hacemos la pasta casera
Dificultad | Fácil
Degustación
Algo fresco para beber es casi lo único que necesita esta rica tarta de tomates y anchoas, ideal para un picoteo de primavera. Se suele servir caliente o templada, pues así se aprecian mejor los contrastes de sabores.

No hay comentarios:

Publicar un comentario